Subir

Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro

Por Sergio Díaz

Foto portada: ‘El burlador de Sevilla’. ©MarcosGpunto

 

 

Un verano más, Almagro se convierte en la capital del teatro clásico con su maravilloso Corral de Comedias como estandarte con su Festival Internacional de Teatro Clásico. Tras el fin de la etapa de Natalia Menéndez como directora del certamen, Ignacio García ha asumido en este 2018 las riendas de este Festival durante los próximos cinco años. El propio García ha declarado que “me encontré el mejor festival del Siglo de Oro del mundo, que lleva 40 años construyéndose y convirtiéndose en un referente, y goza de una situación económica saneada, con mucho público y mucha ilusión, un verdadero milagro”, alabando así la gestión de sus predecesores, especialmente de Menéndez. Desde aquí le deseamos toda la suerte del mundo en esa bonita labor que tiene por delante.

 

Antes de meternos en materia cabe destacar que el actor Carlos Hipólito es el nuevo premio Corral de Comedias, que una pintura de Botero es la imagen del festival y que Colombia es el país invitado en esta 41ª edición con cinco espectáculos y una exposición. Ignacio García ha querido “ampliar el Festival para incluir a más gente y que fuera un festival de la cultura en español”, de ahí la elección del país Sudamericano como invitado. Junto a Colombia, estarán también presentes creaciones de México, Ecuador, Brasil o Argentina. Europa también tiene su hueco en la 41ª edición con espectáculos llegados desde Francia, Suiza, Italia o Polonia. En lo que dura el festival, se mostrarán 31 estrenos, 19 de ellos absolutos, en los distintos espacios escénicos de la ciudad (que ya ascienden a 21).

 

 

Programación general

Es imposible abarcar la programación en su plenitud, así que intentaremos dar algunas pinceladas sobre lo que podremos ver. Y ya que hemos hablado de los invitados, comenzaremos por ellos, que han tenido la deferencia de venir de lejos. Los espectáculos llegados desde Colombia son Siglo de Oro en las dos Orillas y El carnero, de la cía. Teatro Colón Bogotá; Macbeth, en versión y dirección de Pedro Sazalar; y Quijote, espejo del hombre (dentro de Barroco Infantil), de La Tropa Teatro. Desde México, la compañía Belacqua nos trae Feroz (dentro de Barroco Infantil), a partir del cuento Caperucita roja de Perrault; la cía. La nave de las locas ofrecerá De pícaros, truhanes… y actores; y Divino Pastor Góngora, con dramaturgia de Jaime Chabaud. Veremos dos montajes con sello argentino, el concierto Poetas y canciones de Oro y el conocido texto de Lope de Vega, La discreta enamorada, en versión de Santiago Doria. En Ecuador también hay buen teatro como demuestra la cía. Teatral Antrópolis con Una tempestad, a partir de la obra de Shakespeare. Ya más cerca, desde Europa nos visitarán los franceses Théâtre de la Tempete y Compagnie Issé-Youkal con La vida es sueño y La danza de Céfalo y Procris, ¡Arden!, respectivamente. Y desde Suiza nos llega un montaje muy especial, por estar basado en una de nuestras grandes dramaturgas, Yo, la peor de todas (Sueño de monja), de Jean-Michel Wissmer, inspirado en la vida y obra de Sor Juana Inés de la Cruz.

 

Mencionaremos nuestros grandes nombres que pasarán por este festival: Verónica Forqué, Alfredo Sanzol, Helena Pimenta, Yayo Cáceres, Eduardo Vasco, Ana Zamora, Gloria Muñoz, Pepe Viyuela, Arturo Quererejeta, Marta Poveda o Emilio Gutiérrez Caba que se meterá en la piel de Fray Luis de León. Destacaremos, porque falta hacen espectáculos así, que Félix Estaire ha adaptado De lo fingido verdadero, de Lope de Vega, en una obra de teatro inclusivo.

 

 

Almagro OFF

En una revista como ésta tenemos que destacar también algo de la programación Off del festival, que contará con once montajes que podremos ver en un nuevo espacio, el Silo. Veremos un Musical Barroco de María Herrero y Guateque 69, el divertídisimo texto de Ozkar Galán que ya hemos podido disfrutar en la cartelera Off de nuestra ciudad. De Italia viene Trittico o della semplicità del male; de México Juana Inés: paráfrasis de sí misma; y de Brasil llegarán dos espectáculos, Romeo y Julieta: obra-atentado en homenaje a los que murieron luchando y Hamlet ilustrado. Álvaro Morte y sus 300 pistolas nos traen una nueva versión de El Lazarillo de Tormes; la cía. madrileña La Coquèlicot propone una versión de La Gatomaquia, de Lope de Vega; los también madrileños Teatro a7 llegarán con Leonor, a partir de textos de Ana María Caro Mallén; y habrá tiempo para descubrir la obra ganadora del 8º Almagro Off (27-28J). Y no podemos olvidarnos de un montaje muy especial, La donna immobile (21J). Rakel Camacho, trabajando sobre el cuento original de La bella durmiente de Giambattista Basile, ha construido un montaje duro, feminista y reivindicativo para alzar la voz contra los dogmas establecidos y las historias falocráticas falsas que nos han contado desde siempre. En esta obra, nuestro director Álvaro Vicente, participa en la dramaturgia.

 

“Soñemos alma, soñemos otra vez”. Este es el lema escogido en esta 41ª edición. Las palabras que dejó para siempre Calderón de la Barca en La vida es sueño tienen más sentido que nunca. Soñemos con los cambios, con recuperar derechos y libertades, con acabar con toda la mierda que nos rodea y volver a florecer como plantas silvestres. Soñemos almas libres, soñemos con un mundo en el que primen el teatro y la cultura. Aprenderemos más. Seremos mejores.

No hay comentarios

Publicar un comentario