Subir

Compañía El Montacargas

Las compañías que participan en Surge Madrid 2018 valoran su experiencia en esta Muestra de Creación Escénica organizada por la Comunidad de Madrid y las Salas Alternativas madrileñas

 

 

 1. ¿Es la primera vez que estáis en Surge?

La idea es buena: rescata una idea (Escena contemporánea de la Cuarta Pared y aun antes, La Alternativa de Triángulo), un espacio (los nuestros), y un dinero (público) para el teatro contemporáneo y alternativo independiente.

 

Hemos estado en Surge todos los años, incluso el primero, que fue un desastre. Nada menos que estrenábamos El rio en llamas, nuestra segunda parte de la trilogía con Miguel Morillo, una per-versión en clave grotesca del Macbeth de Shakespeare. Había 60 estrenos el mismo día y la publicidad, ante esa proliferación de obras, era mínima e imperceptible, las comunicaciones y las directrices sobre invitaciones, taquilla, etc. eran confusas y contradictorias. Se priorizó la cantidad sobre la calidad y fue un cajón de sastre donde cabía todo y nada era valorado.

 

Bueno era la primera experiencia, luego se fue perfilando y definiendo con menos propuestas.

 

2. ¿Qué os aporta Surge como compañía?

Como sala es una ayuda para programar en mayo/junio y para estrenar, si te cuadra en ese momento extraño de la temporada y con mucha gente que estrena al mismo tiempo, te aporta también una ayuda económica, aunque en nuestro caso, no suficiente, claro, y pedimos también la ayuda anual a producción de la Comunidad de Madrid, que, afortunadamente, nos la dan, con cantidades variables, pero constante, casi desde el comienzo de nuestra andadura como compañía profesional (1987).

 

3. ¿En qué creéis que puede mejorar?

Yo la haría todavía más selectiva, porque la voluntad de servir de escaparate del panorama independiente y alternativo de esta ciudad se pierde y se diluye ante la cantidad de propuestas.

 

4. ¿Cómo veis la escena Off madrileña?

Muy llena, jajaja!! Es lo que decía más arriba, las salas que surgimos  a finales de los 80, principios de los 90 fue por una necesidad de cubrir un hueco que no cubrían las instituciones culturales oficiales (potenciar autores nuevos, géneros nuevos, directores y autores nuevos, publico nuevo).

 

Hoy la proliferación es demasiada y sinceramente, no creo que haya demanda de público para tanta oferta teatral. Pero todo es un ciclo, cada situación tiene su proceso y hay que aceptarlo, porque será para bien, seguro. Buda dixit…

 

 

 

 

EL MONTAPLATOS

Sala El Montacargas

18, 19, 25 y 26 de mayo

 

 

 

Ver todas las opiniones

No hay comentarios

Publicar un comentario